Bizcocho de calabaza

Recetas de bizcocho de calabaza fácil

Bizcocho de calabaza y nueces

No hay ninguna competencia entre el pan y los bizcochos. El pan puede ser el sostén de la vida, pero los bizcochos son una de las cosas que hacen que valga la pena vivirla.

La calabaza siempre me ha atraído como el alimento perfecto en la temporada otoño invierno, quizás debido a que es su época y tiene el color del otoño.

Bizcocho de calabaza y nueces

Así que enseguida me atrajo la idea de hacer este bizcocho, con calabaza como ingrediente principal y salpicado de nueces crujientes.

Los bizcochos rara vez son considerados alimentos con alto nivel nutritivo (si, tienen grasa y azúcar que no nos aporta nada de valor más que calorías). Pero este bizcocho está lleno de calabaza, nueces y aceite de girasol, cargado con varias vitaminas y minerales.

No estaba muy segura de la cantidad que saldría con estos ingredientes, y después de ver la masa, consideré que cabría todo en un molde cuadrado que tengo de unos 20 cm.

¿El resultado? No sólo tiene un sabor maravilloso (muy húmedo, sutilmente especiado, con el crujido de las nueces que le dan un dinamismo adicional) sino que además desprende un aroma maravilloso durante la cocción.

En definitiva, un exitoso primer bizcocho de calabaza que sin duda volveré a repetir.

Ingredientes para 6 porciones:

  • 125 g de harina de trigo
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • ½ cucharadita de nuez moscada rallada
  • ½ cucharadita de jengibre molido
  • ¼ cucharadita de clavo molido
  • ¼ de cucharadita de sal
  • 60 g de nueces picadas
  • 2 huevos
  • 165 g de azúcar moreno
  • 110g de aceite de girasol
  • 240 g de puré de calabaza

Para la decoración.

  • Nueces picadas

Preparación:

Precalenta el horno a 180 grados centígrados. Engrasa un molde cuadrado de 20 x 20 cm y ponle papel vegetal en la base.

En un cuenco pequeño, mezcla la harina tamizada, el bicarbonato, todas las especias y las nueces.

En un recipiente más grande bate los huevos, el azúcar moreno y el aceite de girasol durante unos minutos hasta que esté suave. Añade el puré de calabaza y bate todos los ingredientes para que se mezclen entre sí.

Agrega la mezcla de harina y continua batiendo hasta tener una masa sin grumos. Viértela sobre el molde preparado e introdúcelo en el horno durante unos 30-35 minutos, o hasta que al introducir un palillo en la parte superior, salga limpio.

Saca el molde del horno, y déjalo que enfríe 5 minutos en el molde. Después desmóldalo y deja que enfríe completamente sobre una rejilla a temperatura ambiente.

Para decorar, ponle encima unas nueces picadas adicionales.

TIEMPO TOTAL: 1 hora y 5 minutos